Agustinas Misioneras a favor de la cardioprotección.

Otro centro docente de León apuesta por el Proyecto SALVAVIDAS que gestiona CARFLOR para cardioproteger sus instalaciones.

Se trata del Colegio San José-Agustinas Misioneras que desde hace unos días ya luce el distintivo que les acredita oficialmente como un centro cardioprotegido.

Tanto el director de primaria, Antonio Vicente, como la directora general, Sor Raquel Vaquero, siempre tuvieron muy claro lo importante que era dotar al colegio de un desfibrilador que han conseguido a través de la venta de pulseras, una opción que sirve para financiar su adquisición mediante la colaboración de toda la comunidad educativa.

En la foto aparecen parte de las personas que recibieron el curso de formación en Soporte Vital Básico (SVB) y DESA.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*